Diferencia entre el nombre de la empresa y el nombre comercial o marca

Muchos emprendedores, cuando van a crear su empresa confunden estos tres conceptos.

El nombre de la empresa es la denominación que se adquiere cuando se realizan los trámites de constitución de la empresa y dependerá de la forma de constitución que se desee tomar:

Para los empresarios individuales (los mal llamados autónomos) su nombre de la empresa es el suyo propio (nombre y apellidos), y por ejemplo, en las facturas debe aparecer junto con su NIF.

Si vas a crear una cominidad de bienes, el nombre sale del contrato de constitución de dicha Cominidad de Bienes y es elegido por los comuneros.

En las sociedades limitadas, el nombre sale del primero de los trámites de cosntitución de la SL, el certificado negativo de denominación, que simplemente es una consulta del nombre que queramos elegir que se hace al registro mercantil central, para comprobar que el nombre que hemos elegido para nuestra S.L. no está cogido por otra empresa. Este proceso se alargará hasta que uno de los tres nombres que propongamos en la solicitud no coincida con el de ninguna otra empresa.

En este punto hay que diferenciar entre estos tres “tipos de nombre” y el nombre comercial y la marca, ya que son totalmente independientes, porque como empresario estarás en uno de los tres casos anteriores, pero si se quieres puedes o no usar un nombre distinto a eso, ese nombre comercil o marca debe registrarse ante la Oficina Española de Patentes y Marcas


Una Marca es un título que concede el derecho exclusivo a la utilización de un signo para la identificación de un producto o un servicio en el mercado. Pueden ser Marcas las palabras o combinaciones de palabras, imágenes, figuras, símbolos, gráficos, letras, cifras, formas tridimensionales (envoltorios, envases, formas del producto o su representación)

Un Nombre Comercial es un título que concede el derecho exclusivo a la utilización de cualquier signo o denominación como identificador de una empresa en el tráfico mercantil. Los nombres comerciales, como títulos de propiedad industrial, son independientes de los nombres de las sociedades inscritos en los Registros Mercantiles.

El emprendedor, puede elegir por tanto entre 3 alternativas,

  1. Tener simplemente su nombre coincidente con la forma de constitución
  2. Tener igualmente su nombre coincidente con la forma de constitución y usar un nombre comercial y/o marca sin registrar, arriesgándose a que a esté registrado y pueda ser denunciado, o que otro empresario lo registre y se lo quite
  3. O tener el nombre coincidente con la forma de constitución y registrar un nombre comercial y/o marca

Por último, solo recordarles que el trámite de registrar un nombre comercial y/o una marca se puede hacer telematicamente ante la Oficina Española de Patentes y Marcas (OEPM) o presencialemente, ya que la OEPM en la mayoría de Comunidades Autónomas tienen un registro para esto, normalmente integrados en sus Consejerías de Industria (Busca la tuya)

Javier Navarro

Licenciado en Administración y Dirección de Empresas y diplomado en Empresariales. Dedicado desde hace 10 años a asesorar a emprendedores en la creación de sus empresas, elaborar estudios de viabilidad, modelos de negocio y consultoría estratégica empresarial.

One thought on “Diferencia entre el nombre de la empresa y el nombre comercial o marca”

Deja un comentario